Prefectura de Pichincha y GAD Calderón entregaron obras

Un profundo agradecimiento reinó en la jornada inaugural del pasado 13 de octubre, en los barrios de Calderón.

Desde muy temprano en la mañana, el Econ. Gustavo Baroja, prefecto de Pichincha acompañado de Galo Ortiz, director de Gestión de Desarrollo Comunitario de la Prefectura; Isabel Bejarano, presidenta del GAD de Calderón, llegaron al barrio Carapungo; donde se realizó la firma del convenio entre el GAD provincial de Pichincha y la Asociación de Servicios de Capacitación “Buslaver En Li”  para ejercer el emprendimiento juvenil, a través de la entrega de equipos deportivos y de cafetería para fortalecer el desarrollo socioeconómico y productivo de la asociación.

“Buslaver En Li” lleva alrededor de 7 años, fortaleciendo el cuerpo y trabajando la mente de alrededor de 100 jóvenes que le dicen “No al alcohol y las drogas”, por medio de la práctica de la defensa personal, así lo indicó Paul Estrella, líder de la red de jóvenes emprendedores.

Tras años de lucha, barrios como Acacias de Carapungo segunda etapa, Bellavista, Rumilona recibieron los planos topográficos referenciales; siendo este, un paso más para el proceso de regularización y con ello, el acceso a servicios básicos y obras públicas.

Baroja reconoció que este acto no es competencia de la prefectura; sin embargo, se encuentra en la obligación de garantizar los derechos de la ciudadanía, aun cuando esto signifique problemas con la contraloría.

La prefectura de Pichincha estableció un modelo de gestión basada en los presupuestos participativos y la priorización de obras. De ahí que, la “cogestión”, es determinante para estirar el presupuesto del gobierno provincial y la ejecución de obras.

Sectores como el Bicentenario, Unidad Nacional. Barrio “Valle Hermoso de El Bosque”, “Buena Vista”,” Los Ángeles”, “Los Nardos”, “Cristo Rey 1”, “Nueva Generación”, “Balcones de Morán”, fueron beneficiados con el adoquinado de sus calles, mediante la entrega de base y subbase de parte del GAD Calderón, adoquines de la prefectura y la mano de obra de la comunidad. Lo que demuestra que el trabajo mancomunado, sumado a un liderazgo comprometido y responsable permite decir: “Lo hicimos juntos”, comentó Isabel Bejarano.

Baroja se comprometió a trabajar sus últimos seis meses en la prefectura, como si fuera el primer día y a entregar proyectos y obras pendientes, hasta el mes de diciembre. /G. Pagalo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *