La Plazoleta Eugenio Espejo, en el exterior de la Administración Zonal Eugenio fue el escenario escogido para mostrar al Quito urbano las maravillas y atractivos que posee la ruta escondida.

Desde las 9h00 horas del viernes 7 de abril, representantes de las parroquias de Puéllaro, Chavezpamba, San José de Minas, Perucho, la anfitriona Atahualpa y Guayllabamba expusieron en diferentes mesas su gastronomía y artesanía que las hacen únicas.

Durante una rueda de prensa, los titulares de las parroquias antes mencionadas invitaron al a comunidad a que visiten, conozcan y sean parte de lo que será el décimo primer festival de la ruta escondida.

Carlos Eloy Mosquera, Presidente de la Mancomunidad Norcentral ofreció detalles del Festival de la Ruta Escondida a desarrollarse hasta el 29 de abril de 2017, de igual manera, Willian Castelo, presidente de Atahualpa, expresó que vienen trabajando año tras año y agradece a los gestores culturales que dedicaron su tiempo para que dé apoco venga surgiendo este festival. Como parroquia sede resaltó las características de la parroquia en especial a la mujer rural a la cual se refirió así: “la mujer rural no tiene nada que envidiar a la mujer de la urbanidad”

Boris Mata, administrador zonal Eugenio Espejó, señaló que brindarán toda la colaboración para mostrar la riqueza cultural que posee la zona.

Pablo Cobos, representante de las 33 parroquias, expresó; que agradece a las 5 parroquias por la decisión de haberse unido, desde el inicio del proceso, agradeciendo a todos los promotores culturales. Recalco ahora los ve como desarrolladores de cultura y producción a través de productos orgánicos, libres de químicos y de excelente calidad.

 

Las presentaciones artísticas, como los grupos de danza “Renacer Mineño” y de Atahualpa, además del “Jilguerito de Oro” fueron los ingredientes culturales donde se mostró el trabajo representativo musical.

Denis López, de la danza “Renacer Mineño”, dijo que realizan coreografías representativas de la parroquia de San José de Minas, el grupo está conformado por 18 personas y llevan más de dos años en los escenarios.

Bailes representativos como la Saya boliviana y de los sectores de Cayambe y Otavalo, son las expresiones folclóricas que el grupo de danza de Atahualpa viene presentando desde hace 6 meses, es un grupo nuevo conformado por 33 jóvenes, así lo recalcó Karla Chiquillane.

Blanca Panchi, moradora de la zona peruchana (Ruta Escondida) trajo para mostrar, entre otras cosas, el tomate que en San José de Minas, es su producto estrella y lo producen con mucho esmero, para ofrecer un producto sano a la comunidad. / CL