La tarde del 21 de febrero, la Asambleísta Norma Vallejo, representante de las parroquias rurales de Quito, presentó el proyecto de resolución, para declarar al arte de mazapán de la parroquia de Calderón como Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Las figuras de mazapán resaltan por su colorido y textura; siendo reconocidas a través de los años como un símbolo de Calderón. Inicialmente,” guaguas de pan, soldaditos y caballitos de harina “, alimentos propios del 2 de noviembre”, hoy pequeñas figuras fuentes de trabajo.

El auditorio de la “Casa Somos Calderón” se convirtió en el espacio en donde el arte, la identidad parroquial, el esfuerzo y trabajo de décadas; buscan ser recocido por todas las instituciones del Estado y la Asamblea Nacional, por medio de la resolución para el reconocimiento del arte de mazapán como Patrimonio Cultural de la Humanidad, encaminado por la Asambleísta Norma Vallejo.

A dicho acto asistieron la Sra. Isabel Bejarano, presidenta del GAD Calderón; Abg. Henry Valencia, administrador zonal de la parroquia; Sr. Jorge Erazo, presidente del comité promejoras de Calderón; el Sr. Carlos Calderón, presidente de la Asociación Artesanal de Productores de Mazapán.

La propuesta de resolución del proyecto ingresará a la Asamblea de dos maneras. Documento simbólico que recogerán la firma de todos los actores sociales de la comunidad como reflejo del apoyo ferviente al proceso y otro documento con la firma de los asambleístas que apoyan el proyecto.

De aceptar el arte de mazapán como Patrimonio Cultural de la Humanidad, entre los beneficios dirigidos a los productores se encuentran; la asistencia técnica y presupuestaria para la capacitación y fortalecimiento del mencionado arte. Lo que significa, exposiciones internacionales en donde la presencia de los productores predomine y no “gente ajena” al arte del mazapán, agrego Norma Vallejo.

Carlos Calderón, presidente de la Asociación Artesanal de Productores de Mazapán; señaló, que un anhelo forjado alrededor de casi 80 años, finalmente se reconforta ante este “día de alegría y fiesta”. Exhorta a las generaciones venideras a continuar con la tradición.

Antes de concluir la Asambleísta Vallejo indicó, que la Administración de Calderón ha otorgado un informe de cinco predios, mediante del Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES); con el fin de que el Centro Infantil del Buen Vivir (CIVB), actualmente funcionando en el Mercado Artesanal sea reubicado para precautelar la seguridad de los niños, y mejorar estructuralmente el ingreso al mencionado mercado. La prefectura realizará los análisis técnicos y entregará los materiales correspondientes. /G. Pagalo