Los integrantes del Comité de Ética de la Asamblea Nacional decidieron unificar las dos denuncias en contra de la segunda vicepresidenta del Legislativo, Bella Jiménez, por su presunta participación en la gestión de cargos públicos. Con esta decisión inició el proceso de investigación que puede llegar a la destitución de la parlamentaria.

Este lunes 30 de agosto, el Comité resolvió que en un plazo máximo de cinco días se notifique a la denunciada como a los denunciantes, Alejandro Jaramillo (ID) y Victoria Desintonio (UNES), para que preparen las pruebas que respalden sus argumentos e incluyan comparecencias.

Transcurrida esta etapa, lo siguiente será definir el cronograma para receptar las versiones.

Según José Chimbo, presidente del Comité de Ética, entre el 20 y 23 de septiembre estaría listo el informe sobre este caso, documento que deberá sugerir al Pleno el archivo del proceso o la destitución de la legisladora. Esa decisión dependerá de los 137 asambleístas .

Fue el pasado 20 de agosto cuando el medio digital La Historia publicó un reportaje sobre la supuesta injerencia que habría tenido Jiménez para gestionar cargos públicos y presuntamente cobrar por ellos.

Dos días después, en su cuenta de Twitter, la asambleísta dijo que sus asesores habían tomado su nombre y que ellos habían mal utilizado sus equipos de comunicación «teniendo claros propósitos de aprovecharse de sus cargos para beneficios personales».

«Todo lo que se ha dicho en las redes sociales, en los periódicos, es una mentira, una vil calumnia», dijo Jiménez la semana pasada y advirtió que quienes «hayan manchado su nombre, van a tener que pagar ante la Justicia».

Bella Jiménez llegó al Parlamento apoyada por Izquierda Democrática, sin embargo tras este escándalo la organización política la expulsó. ECUAVISA