Representantes de 822 juntas parroquiales rurales de todo el país, a través del presidente del Consejo Nacional de Gobiernos Parroquiales Rurales del Ecuador (Conagopare), Bolívar Armijos, entregaron al titular de la Asamblea Nacional, José Serrano Salgado, un proyecto de reformas legales orientado a una mejor distribución de recursos, atención en la provisión de servicios básicos, designación de los prefectos por los electores rurales, y creación de empresas públicas del gobierno parroquial rural o de una mancomunidad de los mismos.

El presidente del Conagopare señaló en su intervención que el “sector rural se hace presente en la Asamblea Nacional para construir un sueño de justicia a favor de los más humildes de la patria y que son los que más aportan al desarrollo del país”.

“Hoy es un día histórico para el sector rural porque la Asamblea permite construir una patria unida, atiende las necesidades y busca soluciones para los sectores más necesitados”, dijo Armijos, al precisar que por el lapso de tres años trabajó con los presidentes de las 24 provincias en la elaboración de la propuesta.

“En el recorrido realizado provincia por provincia, los sectores rurales claman por agua potable, alcantarillado, carreteras dignas, sistemas de riego, mejor presupuesto, escuelas, subcentros de salud y mejor calidad de vida, como tiene el sector urbano”, manifestó.

De su lado, el presidente de la Asamblea Nacional, José Serrano, al dar la bienvenida a los cerca de 10 mil delegados del sector rural, mencionó que el principio de la equidad territorial está en la descentralización, que tiene dos elementos esenciales como son: las facultades y atribuciones que se pueden tener en el territorio y las obligaciones que se deben cumplir desde el sector público cuando se da la descentralización.

Recordó que las juntas parroquiales anteriormente solo eran consideradas para apoyos clientelares, pero desde la nueva Constitución de 2008, como instancia descentralizada del gobierno local y del propio Estado, se estableció como parte de la redistribución de la riqueza del país.

“No hay que tener miedo a las transformaciones hechas de manera conjunta, sobre la base del diálogo, pues la democracia es un construir permanente de derechos y obligaciones. La democracia es fortalecer los derechos del sector rural”, agregó José Serrano.

El titular del Legislativo aseveró que desde la Asamblea Nacional se trabajará en esta propuesta a fin de fortalecer la ampliación de sus derechos y acortar brechas de inequidades y desigualdades ante la ley. /Asamblea Nacional