En atención a una denuncia ciudadana presentada por medio de la aplicación Arcsa Móvil, la Agencia Nacional de Regulación, Control y Vigilancia Sanitaria, por medio de su Coordinación Zonal 9, retiró de las perchas de un local de Quito un producto cosmético por no contar con la notificación sanitaria obligatoria, certificación indispensable para su comercialización.

La notificación sanitaria obligatoria es el trámite orientado a garantizar que los cosméticos, productos de higiene doméstica y absorbentes de uso personal, se encuentren aptos para su comercialización.

A través del análisis documental, Arcsa verifica que el producto cumple con los requisitos legales y técnicos estipulados en la Decisión 706 de la Comunidad Andina de Naciones (CAN), y por ende, son seguros al momento de ser utilizados.

Una vez recibida la denuncia en Arcsa Móvil, el equipo técnico zonal visitó el punto de comercialización, verificando que los productos expuestos en la percha no cumplían con lo requerido en la normativa sanitaria vigente.

Levantada el acta correspondiente y con el fin de cuidar la salud de la población se procedió a retirar todos los cosméticos del punto de venta; además se iniciará el debido proceso sanitario respectivo.

Es importante que la ciudadanía, previo a la adquisición de productos de uso y consumo humano, verifique que los mismos cuenten con registro o notificación sanitaria a través de la aplicación Arcsa Móvil, disponible gratuitamente en Play Store y Apple Store.