El jueves 13 de mayo se dará a conocer si el excontralor subrogante, Pablo Celi, continúa privado de la libertad para garantizar su comparecencia en el proceso que se sigue por delincuencia organizada.

La diligencia para tratar el pedido se instaló la mañana de este viernes. 23 días después de que el juez de la Corte Nacional, Felipe Córdova, determinó una orden de prisión preventiva para siete de los nueve procesados por el delito de delincuencia organizada dentro del denominado caso Las Torres.

Celi, Agusto Briones y cinco personas más, que recibieron prisión preventiva por ser parte de una estructura que habría exigido pagos indebidos a cambio del desvanecimiento de glosas y la liberación del pago de planillas correspondientes a contratos suscritos entre Petroecuador y la empresa Nolimit C. A., entre el 2017 y el 2020.

El 14 de abril pasado, además de Celi y Agusto Briones, el juez Córdova ordenó prisión preventiva para los hermanos de ellos dos, Esteban Celi y Luis Adolfo Agusto Briones, además de Ángelo R., Andrés L. y Silvia L. A excepción de esta última, que fue internada en el Centro de Rehabilitación de Mujeres de Chillogallo, en el sur de Quito, el resto permanece en la denominada Cárcel 4, en el norte de la ciudad.

La audiencia se suspendió luego de cuatro horas de intervenciones, por orden del juez ponente y para que los jueces entren en una fase de análisis de lo escuchado. Y se reinstalará a las 12:30 del jueves 13 de mayo próximo, únicamente para conocer si el Tribunal da paso o no a la apelación que solicitan estos siete investigados o ratifica la medida cautelar solicitada por la Fiscalía y definida por el juez Córdova.