En varios foros y entrevistas por los canales principales de la televisión global, Klaus Schwab presidente del Foro económico Mundial de Davos (FEM), ha declarado a distintos medios y en diferentes lugares que la integración de la esfera económica, física y digital ha comenzado. Según sus palabras, se ha dado inicio a cambios radicales en el ser humano.

De acuerdo a las transformaciones arriba anunciadas, ¿continuarán los juegos de tragamonedas online en casinos, luego del gran reinicio económico y control digital de todos los movimientos de los ciudadanos, mediante una tarjeta con chip de identificación digital universal sub cutáneo, señalado por importantes actores de la política global del momento?

El nuevo liderazgo global y su corte

Personajes de la política mundial, actores presentes en la mayoría de los sucesos importantes desde el comienzo de la pandemia de Covid19, respaldan y reafirman las palabras de quien afirman es su inspirador. Sin lugar a duda, Klaus Schwab presidente del FEM, guía un conjunto de jefes de Estado que apoyan su proyecto de cambio radical de la vida humana, mediante su propuesta de la cuarta revolución industrial puesta en marcha a toda velocidad.

Respecto a las declaraciones de Klaus Schwab y el rumbo de su alucinante proyecto de reinicio de la economía mundial y el ser humano, queda en el aire la siguiente pregunta todavía sin respuesta: ¿Bajo que ley o Estado de Derecho vigente en el mundo, se impulsa este radical proyecto experimental, sin conocimiento de sus implicaciones y consecuencias para los seres humanos, la principal parte involucrada afectada por esta transformación inconsulta iniciada?

¿Quiénes y dónde se «autorizó» la transformación del ser humano, sin informar ni explicar de qué se trata, teniendo la humanidad que vivir la angustia de esperar que finalice el proceso de integración de las esferas digital, física y biológica, para sufrir en carme propia cómo le va la vida tras el experimento? Un proyecto secreto del cual la población no tiene información, ni fue convocada ni mucho menos consultada, para conocer si estaba o no de acuerdo con modificar su naturaleza biológica a rajatabla.

La tecnología digital actual permitió los casinos y sitios de juegos online

Luego del cambio del ser humano, seremos monitoreados en tiempo real mediante un chip de identificación digital instalado dentro del organismo. Este dispositivo permitirá verificar el cumplimiento de las normas de comportamiento social, administrando de manera automática el crédito social de cada ser humano futuro, como parte de la Agenda 2020-2030 de la ONU; eso sí, todo esto sucederá solo si el resultado del experimento que ya comenzó genera algo parecido, superior o inferior a lo que somos hoy como seres humanos.

Una vez terminado el cambio del arcaico y obsoleto ser humano biológico analógico, según palabras de los promotores más prominentes del transhumanismo digital cibernético, podríamos intentar que alguien nos respondiera una sola pregunta.

¿Gastar nuestro dinero obtenido en forma legal apostando mientras nos recreamos en un casino virtual, aumentará o restará crédito social individual, luego de ser recopilada y procesada la decisión de cada «nuevo ser humano» al apostar dinero en un casino?