El Gobierno actual, a través del Ministerio de Economía y Finanzas, realizará un pago de 140 millones de dólares al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS). Esto, como parte de una deuda que tiene el Estado con esta entidad y que se ha postergado por las administraciones anteriores. 

Simón Cueva, ministro de la cartera de Estado, admitió este martes 31 de mayo del 2022 que existe la deuda por contribuciones a las prestaciones de salud. Por ello firmó el desembolso de este primer pago, que irá dividido en dos partes: uno inmediato de 120 millones de dólares y otro para junio por los 20 millones restantes. 

Este problema se ha dilatado con el tiempo por la desatención de los gobiernos anteriores. Por ello, Cueva añadió que los recursos que se vayan cancelando, por la deuda de las prestaciones de salud, beneficiarán directamente al IESS y a sus afiliados. 

Sin embargo, el Ministerio precisó que el convenio firmado es resultado de un trabajo interinstitucional que ha permitido determinar el esquema de entrega y validación de información de las prestaciones de salud auditadas, del período 2013 al 2021. Estas, conforme a la Ley de Seguridad Social y a la normativa vigente, deben ser reconocidas por el Estado ecuatoriano. 

En este contexto, se cuenta con la primera validación de información del período 2013-2016, y se ha procedido a firmar inmediatamente el primer convenio específico de pago por $140 millones. Al respecto, el presidente de la República, Guillermo Lasso, destacó: «Nuestro Gobierno está cumpliendo con lo que otros no pudieron. Empezamos a pagar la deuda por las prestaciones de salud del IESS y acordamos un mecanismo de pago».

El IESS precisó que la deuda se originó en el 2021. «Esta deuda históricamente se ha acumulado durante 21 años y este gobierno, a través del MEF, está registrando, reconociendo y pagando», ponderó Francisco Cepeda, presidente del Consejo Directivo del IESS.

FUENTE: EL TELÉGRAFO