Luego de las campañas de socialización puerta a puerta con la comunidad de Zabala, parroquia de Calderón sobre la rehabilitación de la calle De Los Arrieros, hoy, la maquinaria y personal de la Empresa Pública Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas (Epmmop) inicia trabajos en esta vía.

El tramo de intervención es entre las calles Huiragchuros hasta la Atahualpa, en una longitud de 714 metros. Previamente se coordinó con la Secretaría de Movilidad y la Agencia Metropolitana quienes se encargan de la gestión del tránsito, desvíos, rutas alternas.

Entre las acciones planificadas están trabajos de excavación para mejorar la estructura vial con material adecuado, que permita una duración prolongada de la vía para finalmente colocar la nueva carpeta asfáltica. Existirán cierres parciales y totales conforme avanza la obra por tramos.

El tiempo estimado de ejecución es de 79 días dependiendo de varios factores como el climático. En las mañanas el horario previsto es entre las 09:30 y 15:30 y de ser necesario en la noche se considera entre las 20:00 y 03:00. El costo estimado bordea los USD 230 mil.

La parroquia de Calderón se beneficia del Plan de Rehabilitación Vial, tanto en su zona urbana como rural con 8 tramos de 5 vías principales que fueron totalmente renovadas en su estructura vial a través de la modalidad de contrato de obras, ejecutado y fiscalizado por la Epmmop. Estas intervenciones suman 12 kilómetros.

Entre las vías intervenidas están: calle Gabriel García Moreno, en 2 tramos; Capitán Giovanni Calles, en 2 tramos; av. Luis Vaccari, desde la Panamericana Norte hasta la calle Galo Plaza Lasso; Galo Plaza Lasso, desde la Francisco Robles García, hasta N17F y Puerto Baquerizo y Francisco Robles en 2 tramos.

Además, está la calle Eloy Alfaro, ubicada en el barrio San José de Morán, una vía que se ejecutó en el marco del convenio donde Epmmop entregó a los 33 Gobiernos Autónomos Descentralizados 10 millones de dólares para obras viales.

Asimismo, en Calderón se hace manteamiento a dos puentes vehiculares ubicados en la Panamericana Norte y José Miguel Guarderas; Panamericana Norte y calle 9 de Agosto. Son acciones que mejoran considerablemente la movilidad de esta parroquia olvidada por más de 50 años según sus habitantes.