Katherine Mata Echeverría anunció hoy su renuncia a la candidatura a la vicepresidencia por Unión Ecuatoriana, lista 19.

En un comunicado, Mata señala que no llegó a acuerdos con el candidato presidencial Giovanny Andrade y que además ha sido víctima de violencia política.

Expresó que es de conocimiento público lo que ha vivido en este proceso. «Primero un partido que desconoció a su candidato presidencial, segundo, un candidato que cuestionó y señaló al partido que nos acogió como candidatos, y luego la descalificación del candidato presidencial por parte del mismo partido, candidato que hasta hoy reconozco como mi compañero de fórmula, porque aún cuando realicé todas las gestiones necesarias, nunca pudimos llegar a acuerdos (..)».

Mata señaló que ha sido víctima de violencia política. «Cada semana era una nueva historia, por lo que esta candidatura se convirtió en una verdadera farsa, en donde los intereses particulares jugaron el rol más importante, cuando lo ideal debió ser darle la oportunidad a nuestro pueblo de una nueva opción».

Agregó que se declara independiente del movimiento político, al que agradece la oportunidad brindada y también a sus directivos por el respeto permanente y la decencia que «hasta el final, aunque sabían que era un alto costo político, lo asumieron, y yo lo celebro; me desvinculo del candidato presidencial Giovanny Andrade, me separo de esta candidatura, la misma que asumí con absoluta responsabilidad desde el primer día».

Según el Código de la Democracia, las candidaturas a cargos de elección popular, una vez calificadas e inscritas, son irrenunciables. Es decir que seguirá constando en las papeletas. EL UNIVERSO