La cifra de contagios por la covid-19 se disparó este martes en Ecuador con 3.196 nuevos casos en un día, para llegar a un acumulado de 391.242 positivos, mientras la cifra de muertos con el virus creció en 89 en la última jornada, según el último informe del Ministerio de Salud Pública.

La cifra de decesos confirmados por SARS-CoV-2 llegó a un acumulado de 13.688, a los que se suman 5.175 «fallecidos probables» con la enfermedad, lo que arroja un total de 18.863 defunciones en el ámbito de la pandemia, cuyo registro en el país comenzó el 29 de febrero de 2020.

Según el informe oficial, la provincia costera de Guayas -cuya capital es Guayaquil- acumuló en la última jornada 1.437 nuevos casos, para un total de 51.943 positivos, y superó en el registro diario a la andina de Pichincha -con su capital Quito- que sumó 652 contagios en el último día, aunque en el total acumulado alcanzó las 137.319 personas contaminadas con el virus.

Con respecto a la situación en los cantones o municipios, el reporte oficial señala que Guayaquil sumó en las últimas 24 horas 1.138 nuevos casos y un acumulado de 34.504 contagios, mientras que Quito aumentó en 513 positivos en el último día, pero con un total de 126.889 casos en lo que va de la pandemia.

Ecuador aplicó en Guayaquil el método de vacunación «exprés» para acelerar la inoculación de miles de personas mayores y con discapacidad sin siquiera bajarse del coche.

En una operación presenciada por el máximo mandatario Lenín Moreno, médicos y enfermeros se situaron en el parque Samanes de la ciudad portuaria, en coincidencia con la llegada a Quito de un nuevo lote de unas 100.000 dosis de la vacuna de Pfizer.

«El propósito de implementar este mecanismo de vacunación para combatir la covid-19 es atender, principalmente, a personas de la tercera edad y con discapacidad, para facilitar su movilización y acceso a la inoculación», dijo el presidente en un comunicado.

El incremento en el registro de contagios se registró después de que 16 de las 24 provincias que integran el país fueran sometidas al segundo fin de semana de confinamiento masivo, incluido en un estado de excepción focalizado que busca detener el avance de la enfermedad y aliviar la presión en las unidades de atención hospitalaria que están a tope.

El estado de excepción, que comenzó el 23 de abril pasado se extenderá hasta el 20 de mayo en las provincias de Azuay, Imbabura, Loja, Manabí, Santo Domingo de los Tsáchilas, Guayas, Pichincha, Los Ríos, Esmeraldas, Santa Elena, Sucumbíos, Tungurahua, Carchi, Cotopaxi, Zamora Chinchipe y El Oro.

La medida de excepción establece que entre lunes y viernes se aplica un toque de queda entre las 20.00 horas y las 05.00 del día siguiente, mientras que los fines de semana el confinamiento es absoluto entre las 20.00 horas del viernes y las 05.00 del lunes.

Según el portal web del Plan Vacunarse del Gobierno, desde el 21 de enero, cuando arrancó el programa, se han administrado en el país 821.960 primeras dosis y 245.512 la pauta completa contra la covid-19, para un total de 1.067.472 dosis aplicadas.

El Gobierno del presidente Lenín Moreno, cuyo mandato concluye el próximo 24 de mayo, prevé alcanzar a administrar cuatro millones de dosis hasta el fin del periodo, pero ha anunciado que dejará al sucesor, Guillermo Lasso, negociadas 20 millones de vacunas con diferente farmacéuticas para inocular a unas 9 millones de personas hasta terminar el año, el 60 por ciento de la población total del país. EFE